En una muy positiva reunión, el Sheriff Garry McFadden nos recibe y ratifica su posición en contra del acuerdo 287g de ICE. Así mismo, se acuerda desarrollar una línea de comunicación directa y permanente con los líderes de la comunidad de inmigrantes, con el fin de mejorar la atención de sus necesidades y construir así mayor confianza entre la ciudadanía y las autoridades.